lunes, mayo 27

Empieza el congreso del MAS arcista en El Alto, con el discurso de ‘refundación’

REFUNDACIÓN

El décimo congreso del Movimiento Al Socialismo (MAS) que respalda al presidente Luis Arce, está en curso en la ciudad de El Alto, con el discurso de una “refundación” del instrumento político. El encuentro prevé elegir una nueva directiva hasta este domingo.

Este congreso, hermanas y hermanos, es refundacional de nuestro instrumento. Es un congreso donde las organizaciones sociales van a recuperar el instrumento político. Lo importante y transcendental (es) conformar un instrumento fuerte para enfrentar a la derecha que hoy se está lavando las manos y regocijándose de alegría”; dijo el mandatario, en el acto de inauguración en la avenida Juan Pablo II.

Añadió: “Este congreso refundacional tiene una particular importancia: no negamos el pasado y los logros que se hicieron en el pasado; pero es momento, viendo todo lo que hemos hecho y nunca olvidaremos nuestras raíces, de caminar hacia adelante en la construcción del poder popular, del pueblo en el poder para generar el país que siempre hemos querido”.

Sus palabras se dan en un contexto marcado por la división de los liderazgos entre evistas y arcistas. Por un lado, está el Pacto de Unidad que respalda a Arce y llamó al cónclave; por el otro, se encuentra la dirección nacional, a la cabeza del expresidente y jefe del partido, Evo Morales; que convocó a otro congreso para el 10 de julio en Villa Tunari, Cochabamba.

MAS arcista

Ambas convocatorias fueron observadas por el Tribunal Supremo Electoral (TSE), pero un fallo de la Sala Constitucional Primera del Tribunal Departamental de Justicia de La Paz le instruyó la supervisión de la cita en El Alto. El TSE aceptó de forma “condicionada”, denunciando una injerencia de la Justicia y recurriendo al Tribunal Constitucional para una medida cautelar.

El congreso fue inaugurado en la avenida Juan Pablo II, frente al coliseo Héroes de Octubre. Más de 4.500 policías están desplegados. Al menos 110 organizaciones sociales del país y más de 6.000 delegados participan. Además, 150 veedores internacionales están invitados, según los organizadores.

El secretario ejecutivo de la Central Obrera Departamental (COB), Juan Carlos Huarachi, pidió también a la militancia del MAS una “refundación”. “Por supuesto que el (domingo) 5 debemos festejar, porque solo estamos haciendo cumplir un derecho de las organizaciones, aquí no hay intereses personales, aquí no hay apetitos personales, el único interés es la patria, es el pueblo”, dijo.

Agregó que se hará el seguimiento de las diferentes comisiones que irán trabajando de manera orgánica y “respetando” el estatuto y los reglamentos. “Saludo a las organizaciones sociales que han arribado a la ciudad de El Alto, hemos visto inclusive del Trópico de Cochabamba, de las Seis Federaciones (de cocaleros), que están presentes y se han sumado y van creciendo de a poco”.

Gestión de dos años

En tanto, Lucio Quispe, secretario general de la Confederación Sindical Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia (CSUTCB), calificó este encuentro como histórico y exhortó a respetar el estatuto del partido oficialista, esto en razón de que la gestión solo puede durar dos años.

“Tenemos que saber respetar, los que somos orgánicos respetamos, hermanos. Hoy en día creo que no estamos respetando. Pedirles también a las organizaciones que respeten los estatutos, esa es nuestra carta magna para cumplir y hacer cumplir el mandato (de los dirigentes)”, subrayó.

Esteban Alavi, secretario general de la Confederación Sindical de Comunidades Interculturales Originarias de Bolivia (CSCIOB), señaló que mañana se concluirá con una nueva dirigencia del MAS, por lo que pidió defender la unidad de la militancia.

Seguramente el domingo concluiremos con nueva dirección del MAS en El Alto. Desde aquí queremos decir al país, hay que defender la militancia del MAS, pero también decir a la comunidad internacional que la convocatoria (al congreso es) de las organizaciones matrices” del instrumento.

Guillermina Kuno, secretaria ejecutiva de la Confederación Nacional de Mujeres Campesinas Indígenas Originarias de Bolivia “

El décimo congreso del Movimiento Al Socialismo (MAS) que respalda al presidente Luis Arce, está en curso en la ciudad de El Alto, con el discurso de una “refundación” del instrumento político. El encuentro prevé elegir una nueva directiva hasta este domingo.

“Este congreso, hermanas y hermanos, es refundacional de nuestro instrumento. Es un congreso donde las organizaciones sociales van a recuperar el instrumento político. Lo importante y transcendental (es) conformar un instrumento fuerte para enfrentar a la derecha que hoy se está lavando las manos y regocijándose de alegría”; dijo el mandatario, en el acto de inauguración en la avenida Juan Pablo II.

Añadió: “Este congreso refundacional tiene una particular importancia: no negamos el pasado y los logros que se hicieron en el pasado; pero es momento, viendo todo lo que hemos hecho y nunca olvidaremos nuestras raíces, de caminar hacia adelante en la construcción del poder popular, del pueblo en el poder para generar el país que siempre hemos querido”.

Sus palabras se dan en un contexto marcado por la división de los liderazgos entre evistas y arcistas. Por un lado, está el Pacto de Unidad que respalda a Arce y llamó al cónclave; por el otro, se encuentra la dirección nacional, a la cabeza del expresidente y jefe del partido, Evo Morales; que convocó a otro congreso para el 10 de julio en Villa Tunari, Cochabamba.

MAS arcista

Ambas convocatorias fueron observadas por el Tribunal Supremo Electoral (TSE), pero un fallo de la Sala Constitucional Primera del Tribunal Departamental de Justicia de La Paz le instruyó la supervisión de la cita en El Alto. El TSE aceptó de forma “condicionada”, denunciando una injerencia de la Justicia y recurriendo al Tribunal Constitucional para una medida cautelar.

El congreso fue inaugurado en la avenida Juan Pablo II, frente al coliseo Héroes de Octubre. Más de 4.500 policías están desplegados. Al menos 110 organizaciones sociales del país y más de 6.000 delegados participan. Además, 150 veedores internacionales están invitados, según los organizadores.

El secretario ejecutivo de la Central Obrera Departamental (COB), Juan Carlos Huarachi, pidió también a la militancia del MAS una “refundación”. “Por supuesto que el (domingo) 5 debemos festejar, porque solo estamos haciendo cumplir un derecho de las organizaciones, aquí no hay intereses personales, aquí no hay apetitos personales, el único interés es la patria, es el pueblo”, dijo.

Agregó que se hará el seguimiento de las diferentes comisiones que irán trabajando de manera orgánica y “respetando” el estatuto y los reglamentos. “Saludo a las organizaciones sociales que han arribado a la ciudad de El Alto, hemos visto inclusive del Trópico de Cochabamba, de las Seis Federaciones (de cocaleros), que están presentes y se han sumado y van creciendo de a poco”.

Gestión de dos años

En tanto, Lucio Quispe, secretario general de la Confederación Sindical Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia (CSUTCB), calificó este encuentro como histórico y exhortó a respetar el estatuto del partido oficialista, esto en razón de que la gestión solo puede durar dos años.

Tenemos que saber respetar, los que somos orgánicos respetamos, hermanos. Hoy en día creo que no estamos respetando. Pedirles también a las organizaciones que respeten los estatutos, esa es nuestra carta magna para cumplir y hacer cumplir el mandato (de los dirigentes)”, subrayó.

Esteban Alavi, secretario general de la Confederación Sindical de Comunidades Interculturales Originarias de Bolivia (CSCIOB), señaló que mañana se concluirá con una nueva dirigencia del MAS, por lo que pidió defender la unidad de la militancia.

Seguramente el domingo concluiremos con nueva dirección del MAS en El Alto. Desde aquí queremos decir al país, hay que defender la militancia del MAS, pero también decir a la comunidad internacional que la convocatoria (al congreso es) de las organizaciones matrices” del instrumento.

Guillermina Kuno, secretaria ejecutiva de la Confederación Nacional de Mujeres Campesinas Indígenas Originarias de Bolivia “Bartolina Sisa”, complementó que “nadie es dueño” de esta organización política, en alusión a Morales. Reiteró que las organizaciones sociales y los militantes son “los verdaderos dueños”.//La Razón